Las familias de Colombia se están endeudando menos

FinancieroSegún el reciente informe del Banco de la República, la deuda en el país con entidades crediticias por vivienda y consumo solo creció un 5% respecto al 2015. Los resultados reflejan que los colombianos se están endeudando menos, ya que de cada $100 que ingresan a los hogares, de $19 a $22 se invierten en intereses, lo que muestra una reducción frente a los $23 que se presentaban en mediciones anteriores. Otra de las razones que podrían dar razón a esta reducción es que los usuarios están tomando mayores plazos para comprometerse económicamente. El indicador de morosidad está en 3,7% a nivel nacional, lo que es una cifra razonable consideran los expertos.

Redacción INCP a partir del artículo publicado en El Espectador

 

Para mayor información, puede revisar el artículo titulado “Cede deuda de familias colombianas con la banca” de la fuente El Espectador. 

Cede deuda de familias colombianas con la banca

 

Las familias colombianas se están volviendo más responsables a la hora de contratar crédito o los bancos ajustan más las restricciones para aprobar nuevos préstamos. De acuerdo con la óptica como se mire se tendrá la respuesta. Lo cierto es que un informe del Banco de la República destaca que a junio de este año la deuda de los colombianos con las entidades crediticias (vivienda y consumo) asciende a $174,6 billones con un crecimiento de apenas un 5% frente al comportamiento de un año atrás.

 

Esteban Gómez, director del Departamento de Estabilidad Financiera del Banco de la República, explica que el crecimiento pierde ritmo frente a lo que se presentaba en el pasado, “es decir hemos visto una desaceleración en el endeudamiento de los hogares”, frente a lo que se presenta en términos de la cartera del sistema financiero, que ha registrado también una desaceleración en los últimos meses.

 

El crecimiento real de estas obligaciones fue de 5% “continuando con la tendencia de desaceleración que viene presentando desde el segundo semestre de 2012”, señala el informe.

 

Las deudas destinadas a la compra de vivienda son las que muestras la mayor desaceleración pasando de 7,6% a 6,0%, “como consecuencia de un menor crecimiento semestral de los desembolsos de los créditos para vivienda diferente a la de interés social”.

 

En cuanto al comportamiento de la cartera de consumo, el estudio del Banco considera que el freno en la contratación de nuevos créditos, “puede estar relacionado con la dinámica de los indicadores de confianza que se ubican por debajo del promedio histórico desde 2002”.

 

El director del Departamento de Estabilidad Financiera destaca que si se examina la carga financiera de los hogares, definida como el monto que las familias destinan al pago de intereses y capital como proporción del ingreso que reciben, muestra un alivio en esta carga. En una medición de esta indicador se registra una carga financiera de los hogares del 23%, “es decir que de cada $100 de ingreso de los hogares destinan $23 al pago de sus deudas. Ahora se ha visto una reducción llegando a $22”.

 

La explicación para este comportamiento indica que esta reducción puede estar asociada “con aumentos en los plazos a los que se está endeudando la gente, ya que lo observado es disminución en la cuota, más que en término de aumentos muy fuertes de los ingresos”. Gómez considera que estos niveles no llaman a prender las alarmas. Por encima del 30% se deben prender y ya pasando el 40% se empieza a hablar de una vulnerabilidad.

 

“En el caso colombiano, lo que hemos observado, en los últimos años, son niveles que han estado en su momento más altos en $23 y ahora se encuentra entre $19 y $22. Esos niveles dan tranquilidad porque se encuentran por debajo de lo que internacionalmente se consideran riesgosos”, señaló Esteban Gómez.

 

Con la coyuntura actual de la economía se esperan efectos sobre la calidad de algunas carteras. Hasta el momento se han presentado ajustes suaves. En este momento los indicadores de morosidad son del 3,7% a septiembre de este año, “que son muy razonables”. Las entidades bancarias han aumentado las restricciones para nuevos créditos.

 

Fuente: El Espectador

Bookmark : permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>